Dejar de fumar, un reto distinto

Fuente: https://pixabay.com/es/photos/abdominales-ejercicio-fitness-1203880/

Mucho se habla de los cambios de hábitos para lograr una vida sana, como llevar una dieta saludable, hacer ejercicio físico o, incluso, dejar de fumar.

Sabemos que el éxito llega cuando las medidas a implantar son creíbles para cumplirlas el resto de nuestros días. Es decir, no vale eso de desayunar un zumo de limón y almorzar una alcachofa, eso solo se aguantará unos cuantos días, no servirá para nada y resultará contraproducente . Con el deporte será igual, no pienses en ir 3 horas al gimnasio al día si tu jornada laboral es de 9 a 21 horas, esos esfuerzos no los mantendrás en el tiempo jamás.

Tú primer objetivo será hacer un cambio en tu rutina, de alimentación o de deporte, a un nivel mínimo que suponga una mejora en tu salud y en tu bienestar y que seas capaz de mantener de una forma indefinida. Con el tiempo, cuando haya pasado a formar parte de la estructura de tu rutina, ya podremos ir estableciendo nuevas metas más ambiciosas.

Además, tanto en la dieta como en el deporte te puedes permitir excepciones: un día que te comas una pizza y helado, una semana que estés de viaje y no puedas hacer tu rutina de ejercicios.

En cambio, dejar de fumar es un reto distinto, el objetivo mínimo no lo puedes establecer tú, es decir, no te puedes poner 2 cigarros al día, la única cantidad permitida es CERO. Y, por otra parte, no se permiten las excepciones, NO TE PUEDES FUMAR UN CIGARRILLO EN LA BODA DE TU HERMANA.

Estas dos peculiaridades hacen que dejar de fumar sea un reto distinto y verdaderamente más complejo que cambiar la dieta o hacer deporte.

Además, hay un tercer aspecto a tener en cuenta, la distribución del cambio a lo largo del día. Si tú haces deporte a las 7 a.m. durante una hora, a las 8 ya habrás terminado y te olvidarás el resto del día. En cambio, un fumador acostumbrado a fumar en distintos momentos del día tendrá que enfrentarse al cambio de rutina en muchas más ocasiones desde que se despierta hasta que duerma.

Por todo ello no debemos olvidar que fumar no es solo un simple hábito, es una enfermedad que para ser curada deberá emplearse mucho más trabajo que para levantar pesas una hora al día.

Que nadie te diga que se deja de fumar con decisión y fuerza de voluntad, ése es el argumento del que no conoce en absoluto este trastorno adictivo.

http://www.fumabook.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s