Dieta

adelgazar fumar engordar 1

Voy a proponerte una dieta que te ayude a controlar tu peso durante los primeros meses al dejar de fumar. Antes, déjame que te explique una cosa:

Es frecuente que, durante los primeros meses al dejar de fumar, podamos coger algún kilito, siendo ésta una de las preocupaciones más habituales a la hora de enfrentarse al gran reto de eliminar al tabaco de nuestras vidas. Si lo hacemos de una forma puntual y moderada, podemos apoyarnos en algún caramelo o chicle sin azúcar, o en unos pocos frutos secos. Otra cosa muy diferente es intentar mitigar o apagar nuestras ganas de fumar y nuestras “ansias” a base de llenar el estómago de forma descontrolada. De esta forma no solo cogeremos mucho peso, además, tendremos muchas más probabilidades de volver a caer en la trampa del tabaco. La abstinencia es como un caballo salvaje que debemos aprender a manejarlo a través de  una paciente y sacrificada doma, no entreteniéndole  a través de dulces y golosinas. Si hacemos eso, tarde o temprano la abstinencia no se dejará engañar y acabarás encendiendo un cigarrillo.

(Sigue en pág. 2)

Anuncios