Capítulo 11

Resolviendo dudas

Durante la Preparación hemos abordado los aspectos que debemos tener en consideración durante las tres semanas anteriores al día elegido para apagar nuestro último cigarrillo. A parte de estas directrices generales, es importante entender que, para iniciar el viaje hacia la liberación del tabaco, es preciso previamente encontrarnos en un estado de salud Psicológica adecuado. ¿Qué quiero decir con ello? Pues que, obviamente, si en la actualidad estamos pasando por alguna situación delicada, como puede ser de depresión o ansiedad, lo recomendable sería primero tratarlo con un profesional para que nos ayude a colocarnos en la posición más idónea posible para vencer a nuestra adicción. No obstante, me gustaría dejar muy claro, que este tipo de problemas no puede convertirse en el “eterno comodín” para posponer una y otra vez la elección de una fecha (recuerda aquellas distorsiones cognitivas que nos hacían creer que no estábamos capacitados para dejar de fumar). Si creemos que debemos recibir algún tipo de ayuda antes de ponernos a dejar de fumar, busquémosla, pero no nos quedemos en casa de brazos cruzados lamentándonos de nuestros problemas. A continuación, vamos a aprovechar el apartado donde solemos resolver dudas para incluirte una serie de metáforas que has de adoptar durante la fase de Preparación antes de apagar tu último cigarrillo. Aclararemos asuntos que deben quedar muy claros antes de empezar, porque son causas muy habituales de caídas o abandonos definitivos.